proteger-cable-cargador-voltistar

Cómo proteger el cable de tu cargador

A menudo protegemos nuestro portátil o batería, pero nos olvidamos de un elemento muy importante: el cable. Te contamos los motivos por los que puede deteriorarse y algunos tips sobre cómo proteger el cable de tu cargador. Sigue leyendo y alarga la vida útil de tus dispositivos.

¿Cómo puede dañarse un cable y cómo verificarlo?

Aunque parezca un elemento resistente lo cierto es que el cable de nuestro portátil puede dañarse con algunas acciones cotidianas a las que podemos no dar importancia. Por ello hay que prestar especial atención a los siguientes aspectos que pueden deteriorarlo:

  • Evita los tirones cuando desconectes el cargador. Hay que desenchufarlo de manera correcta tirando de la clavija y no sólo del cable.
  • Coloca el cable de manera adecuada: evita tanto que esté enrollado excesivamente como muy tirante. Ambas situaciones pueden generar tensión y terminar por dañarlo.
  • No sitúes el cable debajo de muebles o alfombras. El peso también puede deteriorar el cable.
  • Ojo a nuestras mascotas: mantén los cables lejos de su alcance para evitar mordisqueos.
  • No arrastres el cable y/o cargador cuando cambies de habitación: esto puede provocar algún golpe o tensión y también ocasionar algún daño.

Si sigues estas recomendaciones, podrás alargar la vida útil de tu cargador. Sin embargo, puede que hayas detectado que el cargador no funciona correctamente ¿Cómo saber si se debe al cable y está deteriorado? Algunas herramientas que puedes encontrar en el mercado:

  • En primer lugar está el “buscapolos” que nos indica si en el cable hay tensión. Cuando la punta de este “destornillador” detecta voltaje (rozando la punta metálica en el cable), se enciende una luz. En ese caso, el cable no está dañado.
  • También podemos adquirir un detector de tensión sin contacto. Solo hay que acercarlo al cable conductor para saber si hay corriente.

¿Qué hacer si el cable ya está pelado?

Lo más frecuente y que seguro que tu mismo has realizado en alguna ocasión es rodear el cable con cinta aislante. Aunque puede ser una solución temporal, lo cierto es que no es 100% seguro y no se recomienda.

Si tienes dudas acerca del estado del cable lo mejor es acudir a un servicio técnico para que verifique su funcionamiento y así evitar daños en tu portátil o teléfono móvil.

 

¿Cómo cuidar los cables de tus cargadores?

Además de las precauciones señadas anteriormente (evitar tirones, no arrastrarlo, etc) hay otras precauciones que debes considerar:

  • Atención a la temperatura. Una temperatura demasiado elevada puede provocar la “cristalización”, que consiste en que el conductor, uno de sus componentes, se vuelva frágil. Tampoco el frío es adecuado para los cables, pues puede suceder que se vuelva menos flexible y, al moverlo, se rompa.
  • Enróllalo correctamente: en concreto realizando un círculo, pero sin ejercer tensión.
  • La limpieza y mantenimiento también es importante. Sobre todo, no hay que sumergirlos en agua ni utilizar sustancias abrasivas. Siempre recuerda desenchufar el cable antes de la limpieza y para realizarla pasa un trapo ligeramente húmedo por su superficie.
  • No exponer los cables ni cargadores directamente a la luz solar.

¿Qué hacer si el cable de mi cargador no funciona?

Si estás experimentando que el cargador ya no funciona adecuadamente debes saber que es posible reemplazarlo y existen excelentes alternativas en el mercado.

En Voltistar contamos con cargadores para portátiles compatibles con todos los dispositivos y marcas y que aportan grandes resultados a nuestros clientes y, además, a un precio muy competitivo. Consúltanos cualquier duda acerca de nuestros productos o compatibilidad con tu marca de portátil.